El Iveco CBCV Junior se proclama subcampeón de Castilla y León y estará en el Campeonato de España

Otro año más con representación carmesí en el Campeonato de España, y ya van cuatro de cuatro en la categoría Junior. El Iveco CBCV de Pedro Mateu se ha proclamado este fin de semana subcampeón de Castilla y León, consiguiendo además el billete para el certamen nacional. El conjunto de las ardillas, formado íntegramente por jugadores vallisoletanos, solamente fue superado por el anfitrión y favorito San Pablo Burgos (66-71), completando así una actuación casi inmejorable para un grupo acostumbrado a encadenar éxitos deportivos en las últimas temporadas..

El Iveco CBCV Jnior, así, se plantó en la Final Four autonómica después de terminar la competición regular como primer clasificado y firmando una liga casi inmaculada con una única derrota (ante San Pablo Burgos, precisamente). Ya en la segunda fase, el conjunto carmesí se impuso a los equipos de Ponferrada, Filipenses y Maristas de Palencia (cantera del Chocolates Trapa), para llegar al certamen decisiv por el título como primeros clasificados.

Después de completar el camino previo de una forma magnífica, al Iveco CBCV Junior solo le quedaba vencer a San Pablo Burgos, Colegio Leonés y Proconsi Ciudad de Ponferrada para coronarse como campeones de la comunidad. No obstante, las opciones se esfumaron en una traicionera jornada inaugural en la que los nervios marcaron las diferencias. Los chicos de Pedro Mateu se enfrentaban a las primeras de cambio al anfitrión, San Pablo Burgos, sabedores de que el título, en teoría, sería para el vencedor del duelo. Y fueron los locales quienes sacaron rédito de dicha condición para llevarse la contienda por un justo 71-66, aprovechando el desacierto vallisoletano y la presión de jugar en un ambiente hostil.

A pesar de la derrota, las ardillas no bajaron los brazos porque aún había mucho en juego: acudir al Campeonato de España. Dicho y hecho. El Iveco Junior fue de menos a más y ganó a Ponferrada con claridad (80-57) e hizo lo propio contra Colegio Leonés (89-61) en la última jornada.No obstante, los de Pedro Mateu sabían que San Pablo Burgos iba a ser el campeón pasase lo que pasase, pero los vallisoletanos no fallaron para repetir presencia en el certamen nacional por cuarto año consecutivo, tres de ellos después de coronarse en Castilla y León y uno, el actual, como segundo clasificado. Por si fuera poco, el cuadro carmesí finalizó la competición como el mejor ataque y la mejor defensa, dos datos que reflejan el altísimo nivel demostrado.

Así, el técnico del grupo Junior, Pedro Mateu, calificó la actuación de sus ardillas como «muy meritoria» y destacó el papel de «todos los canteranos vallisoletanos por demostrar el gran trabajo realizado». El entrenador ayudante del primer equipo se mostró «muy contento» con la temporada de los suyos, quienes buscarán retos mayores en el Campeonato de España.

Compártelo en redes sociales Facebooktwittermail