Un gran Zornotza sentencia en la primera mitad y gana el ‘basketaverage’

Se acabó la racha. El CBC Valladolid viajó a Amorebieta con la esperanza de continuar su dinámica positiva y hacerse con una cuarta victoria consecutiva que le acercase a un quinto puesto que le daría el factor cancha en los playoffs. Pero nada más lejos de la realidad. El conjunto vasco dinamitó en la primera parte las opciones de las ardillas. De un plumazo el sueño se convirtió en pesadilla (77-55). Zornotza Saskibaloi Taldea salió muy enchufado y gracias a la presión a toda cancha y a una gran intensidad en el juego, maniató a uno de sus rivales más directos en la lucha por meterse entre los nueve mejores de la liga y ganó el basketaverage particular entre ambos conjuntos.

Desde el comienzo, Zornotza salió una marcha por encima a las ardillas y comenzó a imponer un ritmo trepidante, imposible de seguir para los de Paco García que acabaron condenados por sus propias pérdidas. Liderados por Angelo Mukatabbir, que terminó con 32 de valoración, los locales contaban prácticamente todas sus posesiones por puntos anotados y el técnico vallisoletano se vio obligado a solicitar un tiempo muerto para frenar la dinámica desfavorable a los intereses de las ardillas.15-9 reflejaba el marcador, cuando restaban poco más de seis minutos para finalizase el primer cuarto. Demasiados puntos, la consigna del cuadro vasco.

SaltoInicial

La dinámica no solo no cambió, sino que los locales aprovecharon para hurgar en la herida plantando una intensa presión a toda cancha. Los vallisoletanos, incapaces de superar las líneas de Zornotza, comenzaron a perder balones (8 pérdidas en total en el primer cuarto) y a conceder puntos al contraataque. Los locales corrían con alegría y se iban cargando más y más de moral y de ritmo. Los vascos se vinieron arriba y nada pudo detenerlos. Mientras tanto, el ritmo de las ardillas era totalmente distinto: falta de ideas, espesa circulación de balón y, lo más importante, una defensa que prácticamente no había defendido una sola posesión de los locales.

Un triple de Miguel González levantó la moral de los visitantes, seguido de un ‘2+1’ de Sergio de la Fuente, parecían motivos suficientes para poder revertir las tornas. Pero los locales no concedieron ni una sola posibilidad. Los problemas se acumulaban en las filas vallisoletanas y Daniel Astilleros y Graham-Bell cometieron sus segundas faltas personales, lo que obligó a Paco García a mover el banquillo. Zornotza cerró 25-14 el primer cuarto tras 10 minutos que fueron una auténtica lección baloncestística en todos los sentidos: intensidad, circulación de balón y acierto, mucho acierto de cara al aro. Un vendaval.

Otro lanzamiento desde la larga distancia obra de Miguel González, muy enchufado en las últimas jornadas, dio esperanzas a los visitantes. Pero, de nuevo, todo amago de reacción visitante era reprimido por los locales. El escolta noruego Skouen fue el encargado de asestar el mazazo esta vez y, con dos triples consecutivos, volvió a establecer la máxima diferencia (32-19) -hasta el momento- para el conjunto vasco. Paco García cambió la estrategia y optó por el orden ofensivo juntando en cancha a Pablo Esteban y a Chatman. Tampoco dio resultado y las pérdidas seguían mermando las opciones de las ardillas.

MiguelDobla

Los visitantes, probando todo tipo de sistemas y estrategias para reponerse del comienzo arrollador de Zornotza, veían con impotencia como una y otra vez, nada funcionaba. La presión 2-1-2 a toda la pista de los de Paco García fue rápidamente desarbolada por el buen juego de pases de los locales que culminaban con puntos fáciles de sus hombres interiores. La zona también fue resquebrajada por la velocidad del balón y el acierto, tanto desde la larga distancia como a escasos metros de la canasta, del equipo de Amorebieta. La frustración se adueñó del cuadro carmesí.

Zornotza no bajó el ritmo y se marchó al descanso con una ventaja prácticamente insalvable (49-23) para el Comercial Ulsa CBC Valladolid, que, sin embargo, no se rindió. Las 14 pérdidas concedidas por los visitantes, 5 de ellas por Chatman, hablaban por sí solas; las aspiraciones de remontada pasaban por ajustar dicho aspecto y detener a un brillante Angelo Mukatabbir (19 puntos y 26 de valoración en la primera mitad).

Las ardillas salieron muy mentalizadas y metidas en el encuentro para obrar la machada. Cuatro posesiones consecutivas de Zornotza acabaron en pérdidas o fallos propiciados por una gran defensa y el conjunto de Paco García comenzaba a mostrarse más reconocible. Las palabras del técnico vallisoletano habían calado en sus hombres y éstos fueron capaces de subir una marcha más. Pero el acierto de cara al aro tampoco acompañó en una tarde-noche aciaga en Amorebieta.

Y de nuevo emergió la figura de Skouen, asumiendo la responsabilidad ofensiva de su equipo sin defraudar. El noruego sacó el fusil y comenzó a bombardear a base de triples la zona de los vallisoletanos. En apenas dos minutos, anotó dos veces desde la larga distancia y solo falló en una ocasión (4/5 en total hasta entonces) para establecer la máxima diferencia (+25) entre ambos conjuntos (61-36). Un arreón final de las ardillas, incentivado más por orgullo que por buen juego, consiguió que las rentas se redujesen a “tan solo” 18 puntos (64-46) y un último asalto por jugar.

Rowell

Un buen inicio de último cuarto hizo pensar que las ardillas podrían maquillar el resultado. Pero ni por esas. El cuadro vallisoletano no tuvo su día y volvió a ser superado en estos diez últimos minutos. Hasta tres posesiones malograron las ardillas para poder ponerse a 14 puntos (y quizá soñar con la igualada) cuando restaban unos 8 minutos para el final. Sin embargo, una falta en ataque y dos pérdidas dieron paso al último arreón del Zornotza.

Quedaba ya sólo por decidir basketaverage, hasta entonces favorable al Comercial Ulsa CBC Valladolid, que venció en la ida 77-59. Agustín Morales tuvo dos tiros libres con 2 segundos para el final para colocar a las ardillas a 20 puntos de sus rivales y así imponerse en dicha faceta. Sin embargo falló el primero y después una antideportiva cometida por Pablo Esteban, le dieron la oportunidad al mejor jugador del encuentro, Angelo Mukatabbir, de establecer el marcador final en un apabullante 77-55 y de redondear una actuación que le pueda reportar el MVP de la jornada.

Sólo queda levantar cabeza y pensar en el próximo partido, en el que las ardillas recibirán en el Polideportivo Pisuerga a Basket Navarra. Otro duelo a vida o muerte. A cara de perro. Ambos conjuntos están en el filo en la lucha por los playoffs. El CBC es noveno, mientras que los navarros ocupan la octava plaza. Trece victorias para cada uno que harán del partido del próximo viernes uno de los mejores encuentros de la jornada. Toca luchar. Valladolid confía en las ardillas.

Ficha técnica

  • Zornotza Saskibaloi Taldea: Angelo Mukatabbir (26), Joseba Estalayo, Nikolas Kvale (17), Tevin Alexander, Daniel de la Rua, Iker Salazar (4), Juan Ramón Torres, Vasilije Vucetic (19), David Iriarte (5), Rony Cadot (4), Juan Martín Orellano (2).
  • Comercial Ulsa CBC Valladolid: Wade Chatman (3), Miguel González (6), Gullit Mukendi (2), Sergio de la Fuente (16), Javier Juan Lobato (5), David Ortega (2), Rowel Anton Graham-Bell (5), Agustín Morales (5), Daniel Astilleros (4), Pablo Esteban (2).

Estadísticas:

StatsZorno

StatsCBC

Clasificación PROVISIONAL:

LEB Plata

 

Compártelo en redes sociales Facebooktwittermail