El Brico Depôt dilapida un buen primer tiempo y cae ante Clínicas Rincón

Tury desde el tiro libre, intenta anotar para el Brico Depôt CB Ciudad de Valladolid
Tury desde el tiro libre, intenta anotar para el Brico Depôt CB Ciudad de Valladolid

El CB Ciudad de Valladolid no ha podido vencer en Torremolinos ante Clínicas Rincón después de realizar un muy buen primer periodo, en el que ganaba 32-37. El trabajo se lastró con un 12-0 de parcial encajado en el inicio del tercer cuarto. A partir de ahí los pucelanos fueron a remolque y ya no pudieron remontar. La derrota, 73-65, pone las opciones de permanencia muy cuesta arriba para el Brico Depôt, aunque aún hay posibilidades ya que restan tres partidos por delante.

Ambos equipos notaron los nervios en el comienzo, conscientes de lo que había en juego. El conjunto local daba la respuesta desde el perímetro con Romaric Belemene muy enchufado autor de los seis primeros tantos de su equipo y Astilleros y Jota le ofrecían la réplica en las filas pucelanas. El resultado de tablas en el ecuador de este primer acto reflejaba la paridad en la pista, 10-10. Errores en los tiros y la tensión propia de lo que había en juego, hicieron que ambos equipos no pudieran hacer muchos tantos. Uno de los que si anotó fue Javi González, que puso en ventaja a los pucelanos al acabar el primer periodo, 14-15.

Karahodzic machaca la canasta de CBCV ante la mirada de Javi y Miguel González
Karahodzic machaca la canasta de CBCV ante la mirada de Javi y Miguel González

En el segundo acto el conjunto de Iñaki Martín tomó la iniciativa y se escapó 14-19. El técnico donostiarra movió el banquillo tirando de recursos, pero un 2+1 del omnipresente Belemene devolvió al choque a los andaluces. Miguel González convirtió 5 puntos casi consecutivos para dar un nuevo espaldarazo a los castellanos, 19-26 min.13. Tury y Brock siguieron aumentando la renta desde los tiros libres y el Brico Depôt se fue de ocho, 21-29.

Y aunque los malagueños demostraron que estaban en partido, cuatro tantos de Graham-Bell y Davichu obligaron al tiempo muerto de Paco Aurioles, 25-34 a 3:40 para el descanso. La máxima diferencia visitante hasta ese momento se incrementó a diez tras tiro libre de Tury.  El CBCV cambió a defensa zonal y Clínicas le penalizó con un 5-0, que hizo que el electrónico se estrechara al descanso 32-37. Pero estos primeros 20 minutos finalizaron con buenas sensaciones y una intensa defensa carmesí. Los pucelanos reflejaron muy buena actitud y la anotación muy repartida entre nueve efectivos.

Sin embargo y aunque el tercer cuarto comenzó con canasta de Davichu Ortega, a continuación Clínicas Rincón endosó un parcial de 10-0 a los visitantes que obligó a cortar la racha con tiempo muerto a Iñaki Martín min.24. Mal inicio de periodo y desconcierto del Brico Depôt. Los malagueños ampliaron la brecha a 12-0, 44-39, pero el cuadro vallisoletano tirando de orgullo volvió a igualar el choque 44-44 tras canasta de Javi González a 3:51 para la conclusión de este periodo.

Imagen desde el banquillo del Brico Depôt con el técnico Iñaki Martín en primer término
Imagen desde el banquillo del Brico Depôt con el técnico Iñaki Martín en primer término

Pero el conjunto castellano ya no estaba fino, los jugadores habían empezado a cometer errores y tomar decisiones equivocadas. Tury cometió una antideportiva de la que desde el punto débil carmesí, el tres, Karahodzic y Belemene sacaron rédito, para poner a los suyos 51-44 a 51 segundos. El final del cuarto fue frenético y a la reacción del Brico Depôt le sobrevino el triple de Pepe Rodríguez sobre la bocina, 54-48. Jarro de agua fría.

Con diez minutos por jugarse todo estaba abierto a pesar de que el ritmo, el dominio del rebote y la iniciativa había cambiado hacia el bando malagueño. Pero la salida de las ardillas tampoco fue buena, sin la concentración adecuada y sintiendo la presión, Pepe Rodríguez martilleó el aro pucelano desde el triple para dejar al equipo muy tocado, 60-49 min.33. Nuevo tiempo de Iñaki que trató de quemar sus últimas naves y el equipo que lo intentó, aprovechando algún error de Clínicas que a pesar de ello lo solucionaba seguiendo enchufado desde los 6.75.

Pero fue un quiero y no puedo, el partido ya estaba dominado por Clínicas Rincón y los intentos del equipo liderado por Rowell por remontar no surtieron efecto. Aunque el Brico Depôt CBCV llegó a ponerse a 5, 69-64, dentro del último minuto, Belemene remató el triunfo local a lo grande con un alley-oop, 73-65. Las pésimas salidas del tercer y último cuarto más las pérdidas y errores no forzados condenaron a los vallisoletanos.

Palacio San Miguel (Torremolinos), partido aplazado de la 19ª jornada LEB Plata, unos 700 aficionados en las gradas con presencia de 20 aficionados del CBCV en las gradas.

Estadística partido

Compártelo en redes sociales Facebooktwittermail